Cuida de tus manos

Las manos son una de las partes del cuerpo más expuestas a la climatología y al uso continuado de ellas que realizamos; por tanto, es importante procurarles el debido cuidado para una correcta higiene y apariencia, ya que a menudo son nuestra carta de presentación ante los demás. Unas manos sucias, descuidadas o envejecidas pueden provocar sensación de dejadez y causar mala impresión, por  poner un ejemplo, en una entrevista de trabajo.

A continuación te ofrecemos una serie de sencillos consejos para  que tus manos luzcan suaves y bonitas.

Comenzaremos con la prevención, siguiendo el refrán “más vale prevenir que curar”. Estos son los aspectos a tener en cuenta si queremos frenar el envejecimiento de nuestras manos.

  • Como a menudo las manos están expuestas al agua, procura lavarlas con agua tibia, evitando temperaturas altas, ya que el agua caliente tiende a resecar la piel.
  • Es básico protegenernos del sol en general y proteger las manos en particular, ya que sobre todo en verano están expuestas todo el día al calor y a la luz solar, factor primordial de envejecimiento prematuro, causante de arrugas, manchas y sequedad. Usa una buena crema solar, ecológica a ser posible, que debes ir renovando cada dos horas o incluso más a menudo, en función de la actividad que estés realizando (bañarte en la playa, arreglar el jardín, salir de paseo por la calle, etc).
  • En invierno es conveniente usar guantes si hace mucho frío, ya que las bajas temperaturas también son un factor de agresión para piel.
  • Y ni que decir tiene que desde Miss W recomendamos encarecidamente el uso de guantes adecuados para realizar la limpieza del hogar y evitar que la lejía, el amoníaco o los detergentes agredan nuestras manos. Dichos químicos podrían causarnos desde quemaduras de diversa consideración hasta irritaciones y alergias.

Respecto a los cuidados específicos para mantenerlas suaves y nutridas:

  • La exfoliación es importante para eliminar las células muertas y evitar que la piel se vuelva rugosa. Puedes usar un sencillo exfoliante casero, a base de aceite (1/4 parte), azúcar (3/4 partes)y jugo de limón (1 cucharadita) y aplicarlo regularmente una vez a la semana.
  • La hidratación es clave para mantener la elasticidad de la piel y el manto hidrolipídico. Como es habitual, desde Miss W te aconsejamos escoger cosmética sin parabenos, a base de aceites e ingredientes naturales  que sean emolientes y te aporten antioxidantes,  libres de tóxicos.
  • Cuida tu manicura: Las uñas son parte responsable del  buen aspecto de nuestras manos. No hace falta llevar una manicura profesional pero sí es necesario llevar las uñas limpias y mínimamente arregladas. Si no tienes demasiado tiempo para dedicarles pero quieres que presenten buen aspecto, ten en cuenta estos consejos:
  • Cuando hidrates tus manos haz hincapié en la zona de las uñas, la piel alrededor también necesita nutrición. Puedes usar aceites específicos para cutículas.
  • Puedes llevarlas cortas pero bonitas limándolas ligeramente ovaladas, retirando hacia atrás la cutícula con un palito de naranjo (nunca cortándola) y aplicando una base o brillo. De este modo se ensuciarán menos y podrás lucirlas en su estado natural de forma sencilla y rápida.

Si incorporamos estas precauciones y consejos a nuestra rutina diaria conseguiremos mejorar y mantener joven la apariencia de nuestras manos durante mucho más tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *